Los Mejores Consejos para Adelgazar Rapidamente

Consejos para Adelgazar Rápido

Consejos para Adelgazar Rápido

Una y otra vez escucho a muchas personas repetirme la cantinela de que adelgazar rápidamente no es sano. Yo les pregunto porqué y nunca obtengo respuesta, o lo que es peor todavía, obtengo respuestas del tipo “porque se sabe que adelgazar rápido no es bueno” o “los médicos dicen que no se debe adelgazar rápidamente“.

Como explico en el libro, adelgazar y perder peso pueden ser dos cosas distintas. Por adelgazar entendemos perder la grasa que tenemos acumulada como reserva de energía, mientras que perder peso es una expresión genérica en la que no se hace referencia al tipo de peso que perdemos. Podemos estar perdiendo líquidos, músculo o, adelgazando, que sería perder grasa. De hecho, conozco muchos casos en los que al adelgazar se ha perdido mucho volumen al eliminar la grasa acumulada pero poco peso, porque se ha ido generando masa muscular al mismo tiempo que se perdía la grasa.

El caso que yo sí creo que adelgazar rápidamente es una buena idea. La grasa que acumulamos en el tejido adiposo de manera desproporcionada no nos beneficia en nada a la salud y, por el contrario, cuando la eliminamos adelgazando conseguimos mejorar notablemente nuestro tono físico y por ende nuestra salud. Todavía espero que alguien me de una razón científica y demostrada por la que adelgazar rápido sea problemático.

Si estás dispuesto a eliminar esa grasa que te sobra y quieres ganar en salud, estos son los mejores consejos para adelgazar rápido que puedo ofrecerte:

  1. Mentalízate: Adelgazar rápido es sencillo si realmente es lo que quieres. Debes querer adelgazar por encima de todas las cosas. Tu objetivo final debe ser adelgazar cada día y no debes desviarte de él. Sólo si realmente quieres adelgazar cada minuto de cada día, lograrás eliminar la grasa que te sobra.
  2. Cada acción cuenta: Para adelgazar rápidamente necesitas seguir tu plan el 100% del tiempo. Si buscas excusas para saltarte el plan las encontrarás. Debes ser consciente que para adelgazar cada cosa que ingieras marca la diferencia. Por pequeño que sea lo que quieras comerte que no esté dentro del plan, te evitará adelgazar rápidamente. No te saltes el plan nunca y lograrás adelgazar rápidamente.
  3. Bebe agua: Para adelgazar hay que eliminar residuos de la combustión de la grasa. Bebe agua abundantemente mientras estás adelgazando para evitar que esos residuos se eliminen por el sudor o el aliento, generando mal olor. Lleva siempre una botella contigo y piensa que cada buche que des te ayuda a adelgazar. Olvida los refrescos, zumos y demás bebidas procesadas o azucaradas. Bebe sólo agua, con o sin gas. El gas no te impedirá adelgazar.
  4. Come muchas veces: Si has leído mi libro ya sabrás que para adelgazar es importante hacer muchas comidas al día. Yo hice hasta 7 comidas diarias para adelgazar 35Kg en 4 meses, pasando de 113 a 78 Kg. De este modo, no llegas a la siguiente comida con mucha sensación de hambre y puedes comer raciones más pequeñas, algo indispensable para adelgazar. Adelgaza comiendo pequeñas raciones de los alimentos adecuados muchas veces al día.
  5. Usa tu creatividad: Adelgazar no tiene porqué significar renunciar a los sabores, aromas y texturas de la comida. Yo no lo hago porque me encanta comer. Es posible adelgazar usando una gran cantidad de alimentos altamente nutritivos preparados de muchas maneras diferentes. Si necesitas ayuda preparando recetas que te ayuden a adelgazar, visita la sección de recetas del blog.
  6. Haz caso a tu cuerpo, no a las personas: Ineludiblemente, cuando comiences a adelgazar rápidamente, hay personas que te advertirán que adelgazar rápido es peligroso. Escucha a tu cuerpo. ¿Te sientes mejor o peor al adelgazar tan rápido? Si puedes, hazte analíticas periódicamente para comprobar si realmente estás mejor o peor. Luego muéstrales los resultados a las personas que te dicen estas cosas.
  7. Las proteínas no dañan al riñón: Otras personas te dirán que adelgazar siguiendo una dieta hiperproteica daña el riñón. Debes saber que la dieta que yo explico en el libro no es hiperproteica y que incluso si escogieses seguir una dieta hiperproteica para adelgazar, esta no dañaría tus riñones, como explico en este artículo.
  8. No pases hambre: Si después de dos o tres días adelgazando sientes hambre, probablemente no estés comiendo las cantidades adecuadas. Revisa tu plan nutricional como explico en el libro y asegúrate que comes las raciones que necesitas. Si me has hecho caso y no tomas azúcar (ni hidratos de carbono) y las raciones son las adecuadas para tu cuerpo, no debes pasar hambre al adelgazar.
  9. Haz deporte intensivo y concentrado: Si te gusta el deporte, para adelgazar lo idóneo es el ejercicio intenso y concentrado. Correr o montar en bici durante mucho tiempo no te hará adelgazar. Perderás peso, pero a costa de eliminar líquido y parte de tu masa muscular. Recuerda que adelgazar es perder grasa, no músculo ni líquido. Repasa lo que digo en el libro acerca de la práctica del deporte.
  10. Pésate, mídete, comprende tu cuerpo: Para comprender el ritmo que llevamos al adelgazar no es suficiente con pesarse en una báscula tradicional. Necesitamos medir nuestro cuerpo de una manera más avanzada. Hay que tomar medidas de los brazos, piernas, cintura, pecho, y conocer con exactitud nuestra masa corporal. Si quieres saber cuanto adelgazas en realidad, te aconsejo un analizador de masa corporal como el Omron BF-511 o similar.
  11. Los grandes resultados requieren grandes esfuerzos: A mí también me gusta el arroz, las patatas, los dulces, el pan y un sinfín de cosas más que nos hacen engordar. Si quieres adelgazar rápido tienes que esforzarte mucho y ese esfuerzo comienza por eliminar de tu dieta todos los alimentos que te impiden adelgazar, por mucho que te gusten. Tienes que aprender a decir NO si quieres adelgazar rápidamente.
  12. Lee las etiquetas, es gratis: Para adelgazar rápido hay que saber con exactitud lo que se come. Si compras alimentos en el supermercado no te guíes por su nombre ni su apariencia, sino por sus valores nutricionales. Para adelgazar rápido lo que cuenta son los valores nutricionales de los alimentos, no su aspecto ni su nombre. Aquí tienes un ejemplo.
  13. Siéntete orgulloso: Cuando empieces con este plan verás que adelgazar rápido es bastante sencillo. Cuando veas tu grasa bajar y tu musculo aumentar siéntete orgulloso y no dudes en comentarlo con tu círculo de personas queridas. Ellos te apoyarán y animarán para que continúes hasta que alcances tus objetivos.

Quiero acabar este artículo recordándote la necesidad de marcarte un objetivo inicial y trabajar duro en tu plan nutricional hasta alcanzarlo. A diferencia de la mayoría de métodos, adelgazar siguiendo los consejos generales que explico en el libro es una tarea de fondo, sin prisa pero sin pausa. No hay días libres ni excepciones, y por eso los resultados son inmediatos y se adelgaza rápidamente.

[important]¿Ya has adelgazado después de leer el libro y seguir mis indicaciones? Por favor, cuéntanos tu caso en un comentario. Ayuda mucho al resto de las personas que se lo están pensando.[/important]

Si te gustó este artículo puede que también te gusten estos otros:

Deja un comentario