El problema de las gordiflacas

Personas gordiflacas, con exceso de grasa

Grasa acumulada en una persona gordiflaca

Son ya muchas las ocasiones en las que he comentado que lo importante a la hora de adelgazar no es el peso sino la composición corporal. Hay casos en los que resulta obvio que es necesario adelgazar porque el exceso de grasa es claro y notorio en una persona, pero el problema real que tenemos como sociedad es que existe una cantidad creciente de personas que, sin estar aparentemente gordas, necesitan adelgazar. Necesitan adelgazar -recuerdo a todo el mundo- porque adelgazar significa perder grasa y no necesariamente perder peso. Y estas personas, en la mayoría de las ocasiones, no son conscientes de que tienen un problema de salud oculto bajo su figura mas o menos estilizada. Mientras que para la persona visiblemente obesa el problema salta a la vista y la necesidad de adelgazar surge del mero hecho de mirarse cada día en el espejo, una persona aparentemente delgada tiene muchos más problemas para detectar la necesidad de adelgazar. Para identificar a este tipo de personas se ha acuñado recientemente un término: personas gordiflacas.

Lo que el término indica es que una persona que, aparentemente está flaca, en realidad necesita adelgazar, o sea, eliminar parte de la grasa que tiene acumulada en su cuerpo, y generar más masa muscular. En las magníficas charlas magistrales que ha impartido Jaime Brugos al respecto de su Isodieta, ha repetido hasta la saciedad  la importancia de tener una buena masa muscular para disfrutar de una salud envidiable como la suya a sus 75 años. El caso es que muchas personas confunden tener una buena masa muscular con tener una musculatura hipertrofiada, y aunque ambas cosas son compatibles, lo primero es relativamente sencillo de conseguir y lo segundo es realmente complicado y requiere muchas horas de esfuerzo y entrenamiento.

Las personas gordiflacas no están aparentemente gordas, de modo que nadie sospecharía que tienen que adelgazar, sin embargo, el porcentaje de grasa corporal que tienen es alto, incluso si la cantidad de grasa que tienen no es mucha. Pongamos un ejemplo. Una mujer de 165cm de altura y 60Kg de peso tiene un índice de masa corporal de 22, o sea, está catalogada por la OMS como normal. Sin embargo, en mi experiencia, muchas de las mujeres que presentan índices de masa corporal aparentemente normales, tienen un exceso de grasa acumulada y una baja masa muscular. A todas luces, necesitan adelgazar y generar masa muscular.

Cuando son muy jóvenes, por debajo de los 30 años, este exceso de grasa es visualmente difícil de identificar y es necesario utilizar un analizador de masa corporal para localizarlo o acudir a un especialista para que evalúe la condición física. Sin embargo, conforme los años avanzan, la aparición de celulitis -especialmente en mujeres-, de tejidos flácidos, y la deformación de ciertas partes del cuerpo, suelen ser la referencia visual para sospechar que una persona puede ser gordiflaca.

Las personas gordiflacas, con porcentajes de grasa corporal superiores al músculo esquelético, tienen que adelgazar porque están expuestas exactamente al mismo tipo de problemas que las personas visualmente obesas. Lógicamente, además de adelgazar es necesario practicar un poco de deporte para estimular el crecimiento muscular porque, lo último que queremos es que una persona esté por debajo de un peso razonable. O sea, no se trata sólo de adelgazar, de perder grasa, sino que además es muy importante generar masa muscular, músculo esquelético. Esto, que nadie se equivoque, no quiere decir que sea necesario tener una musculatura muy marcada ni hipertrofiada. Al contrario, lo que estas personas deben tratar de conseguir es mantener una figura similar a la que tienen -si es que su figura es adecuada- pero sustituyendo la grasa por músculo. Con eso, además de mejorar su salud, mejorarán su apariencia dado que sus tejidos tendrán más firmeza, su piel lucirá más tersa y, en el interior, su metabolismo funcionará mucho mejor.

Para adelgazar, estas personas gordiflacas no tienen que seguir las mismas pautas nutricionales que los obesos. Deben consumir más proteínas y más grasas por cada kilo de masa corporal, pero deben adelgazar igualmente evitando ingerir carbohidratos, especialmente los simples y refinados. La Isodieta, que no me cansaré de repetirlo, es un plan nutricional que está diseñado no solo para adelgazar si se tiene una evidente obesidad, sino para mejorar en general la salud y, los gordiflacos como es lógico, también están previstos en la Isodieta. Si crees que puedes ser gordiflaco no dudes en informarte acerca de cómo la Isodieta puede ayudarte a eliminar grasa y generar masa muscular, o sea, ayudarte a adelgazar aunque aparentemente no lo necesites.

16 comments for “El problema de las gordiflacas

Deja un comentario constructivo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.