Adelgazar rápido con resultados reales

Adelgazar rápido con resultados realesEn estos años que han pasado desde la publicación del libro Adelgazar sin Milagros he podido comprobar de primera mano que el mismo método que me funcionó a mi para adelgazar rápido le ha funcionado a una gran cantidad de personas. Basta con darse un paseo por esta web para leer los resultados y los testimonios que los lectores van dejando. En estos años, además, se han ido publicando artículos científicos que corroboran la práctica totalidad de las ideas que vine a exponer en el libro, la mayoría de ellas aprendidas de leer y seguir la Isodieta, y que hacen que las personas adelgacen con cierta facilidad sin pasar hambre. Lógicamente, los resultados difieren de una persona a otra porque no hay dos personas iguales, pero aquí la diferencia es menor y la práctica totalidad de las personas con las que he hablado han logrado adelgazar rápido y han obtenido resultados reales en cuanto a pérdida de grasa se refiere.

Las personas que siguen con más rigor el método obtienen resultados que pueden tacharse casi de increíbles porque adelgazan tan rápido que les cuesta creérselo. Hace tiempo que no actualizo los testimonios en la web porque no tengo tiempo de ir recolectándolos todos y porque veo que la gran mayoría habla de resultados similares a los ya contados por otras personas. Pero hoy me he querido detener a escribir esto porque uno de mis mejores amigos, que era bastante escéptico, se decidió a empezar el sábado -contra mi consejo, que ya sabéis que es empezar siempre un lunes, y se decidió a adelgazar. El caso es que mi amigo ha pasado un verano un poco desfasado y prácticamente estaba en registros records de peso, siendo una persona que siempre se ha cuidado mucho. Tanto es así que en su intento por llevar una vida sana hacía lo típico: desayunaba y cenaba cereales, abundancia de frutas, nada de grasa, todo desnatado, light o bajo en grasa, trataba de no ingerir colesterol e incluso tomaba una pastilla para mantenerlo a raya. En fin, un caso de manual llevado por la “nutrición” médica.

Sin embargo, mi amigo sufría de problemas gástricos que él achacaba a la edad: ardores, reflujos, gases, etc. y por supuesto no podía cenar con normalidad, ni comer picante, ni muchas otras cosas que yo puedo hacer con normalidad incluso minutos antes de acostarme si así lo deseo. El caso es que mi amigo me había visto adelgazar rápido y conocía de primera mano los resultados reales que yo obtuve, pero por algún motivo seguía siendo escéptico. En algún momento debió pensar que no tenía nada que perder y el sábado pasado me asaltó literalmente para que le explicase esto con un poco de detalle. Otra cosa no sé, pero cabezón es con ganas, y aunque le pedí que empezase el lunes, el mismo sábado por la noche ya había cambiado sus hábitos.

El domingo se sentía flojo pero hoy ya se ha levantado con la típica euforia que proporciona la entrada en cetosis, ha perdido casi 3 kilos en dos días (¡¡¡me ha llenado el whatsapp de fotos!!!) y está absolutamente encantado de que un pantalón que le apretaba el viernes ahora le baile. Ya se lo había advertido: retenía una brutalidad de líquido por el tipo de dieta “sana y equilibrada” que llevaba y en cuanto se ha pasado al “lado oscuro”, lo ha soltado de golpe. La cara le ha cambiado, la ropa le queda holgada, se siente de maravilla, y, ojo al dato, ha dejado de tomar su pastilla diaria de omeprazol porque no siente ningún problema gástrico. ¿Magia? Ni mucho menos. Son los resultados reales que se obtienen cuando se antepone el sentido común a los tópicos a la hora de adelgazar.

Sin embargo, esta carrera no ha hecho más que empezar para mi amigo, como para muchos de vosotros, y os recuerdo que no se trata de un sprint, sino de una carrera de fondo. Cada día, cada semana, cada mes y cada año, los beneficios de seguir este tipo de alimentación son notables, ya no solo para adelgazar -puesto que se trata de la dieta más rápida y segura para adelgazar que conozco- sino para la salud en general. Los problemas digestivos son la punta del iceberg. En mi caso me quité de encima varios problemas de salud en unas pocas semanas, incluyendo ansiedad, taquicardias, dolores musculares, problemas gástricos, problemas hepáticos, etc. Y todo ello, sin tomar medicamentos y comiendo comida de calidad. Si estás pensando en la típica dieta en la que solo puedes comer piña, o solo puedes comer sopa de cebolla, o solo puedes comer ensalada y arroz cocido, has llegado a la web equivocada, o mejor dicho, has tenido la suerte de llegar a la web adecuada. Los que estamos por aquí podemos comer productos de calidad: carnes, pescados, huevos, lácteos, mariscos, y una buena cantidad de verduras adecuadas, que no son todas, y además lo hacemos seis o siete veces al día. En otras palabras, aquí comemos mucho y bien. Y si no me crees, siempre puedes echar un vistazo a la sección de recetas del blog o visitar la web de mi libro Cocinar sin Carbohidratos.

Y sin embargo, comiendo estos alimentos ricos en proteínas y grasas, logramos adelgazar. Somos enemigos de los productos desnatados y adoramos los productos frescos. No le quitamos la grasa a nada y no nos tiembla la mano usando aceites o mantequilla. Además, no nos gusta pasar hambre. Es cierto que los primeros días, por el cambio metabólico que inducimos, las sensaciones pueden ser diversas, pero en un par de días o tres, la mayoría de personas alcanza un estado tan sensacional que prácticamente nadie quiere renunciar a sentirse así.

Al igual que ha hecho mi amigo, esta es una buena época para empezar a cambiar los hábitos alimenticios. Adelgazarás rápido, y tu cuerpo te lo agradecerá mejorando notablemente su salud, de eso no hay duda, pero es que en el plano netamente anímico, te sentirás como hace años que no te sentías. Y si crees que no es cierto, simplemente lee aquí o en cualquier otra web lo que piensan las personas que siguen este tipo de planes nutricionales, que huyen de pirámides comerciales y se centran en la realidad científica del metabolismo humano. Si quieres adelgazar rápido y quieres sentirte bien, comienza por comprender como funciona tu cuerpo. Si en algo coincide prácticamente todo el mundo es en que mi libro Adelgazar sin Milagros es una lectura amena que enseña una buena cantidad de cosas que la mayoría de las personas desconoce y son clave para entender como funciona nuestro cuerpo. Y por supuesto, si conoces a alguien a quien le pueda interesar, no dudes en utilizar los conectores sociales para compartir el contenido de este blog.

¿Quieres saber más?

Suscríbete al blog ahora de manera gratuita para recibir en tu correo electrónico los próximos artículos que vaya escribiendo dejándome tu dirección aquí. No la usaré para nada ajeno al blog ni recibirás correo basura mío, y podrás darte de baja en cualquier momento haciendo un sólo click. Además, solo por suscribirte al blog podrás leer dos capítulos de mi libro La gran mentira de la nutrición de manera absolutamente gratuita, que creo que te gustarán bastante si tienes interés en cuidarte.

11 comments for “Adelgazar rápido con resultados reales

Deja un comentario constructivo

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.